+54 9 351 383-1266

Deja tu Comentario y crecemos juntos
    GALERIA DE FOTOS EQUIPO CONTACTO CORREDOR
    SUMATE AL EQUIPO DE ENTRENAMIENTO
    TALLER ENTRENAMIENTO NOCTURNO
    CAPACITACION ANUAL

    Gaston Alvarez

    Con la idea de conocer la actividad de algunos de los atletas locales dedicados al running voy a comenzar con un ciclo de entrevistas con aquellos que son referentes en la actividad que nos mantiene en contacto como corredores, indudablemente se vienen a la cabeza un sin número de personas y/o personajes, y siguiendo la línea de esta página, queda abierta la propuesta de nombres por parte de todos ustedes para sumar historias que nos enseñen algo más que correr.

    Y comenzamos con un foráneo que hace latir su corazón al compás de los sonidos que le brinda la naturaleza de las Sierras Chicas, transformándose en un atleta local ya instalado definitivamente, hecho raíces como un algarrobo viejo. Amante de las estadísticas, los “gadget del ranner” (artilugios del corredor) y la constante puesta a prueba de elementos nuevos en su vida diaria. Por eso es uno de mis referentes!

    CC:  Contame tu historia

    GA: Me llamo Gastón Álvarez.  Nací un 30 de enero del 71 en Capital Federal. Mi padre es de Azul, Provincia de Buenos Aires y mi madre de Flores, Buenos Aires. Hace 4 años aproximadamente que me instalé en Salsipuedes con mi señora y mi hija. A Graciela la conocí allá por el 2001. Desde esa parte veníamos 2 o 3 veces por año acá a Salsipuedes, y bueno, siempre nos justo. Por un tema de cambiar estilo de vida y un poco para el cuidado de nuestra hija y que crezca en otro tipo de lugar, en otros valores y principios, decidimos venirnos para Salsipuedes. Estamos analizando si nos instalamos por acá o en Rio Ceballos, pero quedarnos en esta zona.

    CC: Primeras Experiencias

    GA:  Allá por el 2004-2005, no lo tengo muy bien en claro, pero más o menos por esa fecha. Todo arranca… yo nada que ver con esto de carreras de montaña ni de bici, aparece mi hermano más grande, que había comprado una bicicleta de montaña. Salimos a andar y la primera experiencia en cuanto a la postura me producía molestias, pero me dije voy a probar con esto. Me fui enganchado, deje ciertos vicios y me dije: «tengo que canalizar mi vida por este lado», soy de características bastante ansiosas y dije bueno voy a arrancar con el tema del deporte.

    Ahí nomas a los 3 o 4 meses había en Buenos aires un evento que se llamaba “YPF Cross”, que son 30 k en bicicleta, 6 k remando y 15 k corriendo. Yo en mi vida había remado. Nos anotamos…  mes de julio, frio, en Areco, vamos a probar. Voy, hago la parte de la bicicleta, bien y me meto a remar.  No tenia idea de remar, a tal punto que uno de los competidores se me acerca cuando estaba por salir (que debo haber sido uno de los últimos en salir) me dice «He maestro, tenés puesto los remos al revés»…

    Pero me mande,, me gustaba, siempre me gusto el contacto con la naturaleza. Obviamente, la pregunta ¿qué hago acá?.  La pasaba mal, se me caían los mocos, tenía frio, hambre, todas las cosas juntas… y bueno así arranque. Después me tire para el lado de la bicicleta, participe en carreras allá en campo traviesa, en el Rio Pinto (San Marcos Sierras) y de a poquito fui a las carreras de montaña. Vino de nuevo mi hermano con un amigo – “che porque no nos vamos a correr el Cruce Columbia” –  año 2007-008, bueno vamos. Y arrancamos ahí. Esa fue mi experiencia en carreras de montaña.

    CC:  ¿Algún lugar favorito para entrenar?

    GA:  Me gusta mucho el tema de la naturaleza, me gusta mucho la montaña, me gusta mucho el monte, porque también siempre estuve muy involucrado con el tema medio ambiente. Me gusta mucho ese contacto con lo vivo, lo natural. Cuando llegue acá sentí que estaba en el paraíso.

    CC:  ¿Cómo hacías en Buenos Aires para entrenar y luego competir en la montaña?

    GA:  Allá entrenaba en las escaleras de Facultad de Abogacía, las lomas de Bajo de San Isidro, y mucho mas no tenía.  Es difícil, te das cuenta que es muy importante para este tipo de carreras que hacemos nosotros, entrenar en el lugar lo más parecido posible al lugar donde vas a ir a participar.

    CC:  ¿Qué sentías cuando entrenabas en el llano y de golpe aparecías en la montaña?

    GA:  Te notas raro cuando empezás a subir una trepada, te notas raro cuando empezás a bajar por que una escalera es toda igual, una loma es todo igual por el cemento, y hay muchas cosas que te das cuenta, capaz que después, con el tiempo, que son muy importantes tenerlas aceitaditas y entrenadas.

    CC:  Tu historia dice que has corrido muchas ultras, casi todas, en la Patagonia, ¿Algún motivo especial?

    GA:  En realidad es porque en aquel entonces no había tantas carreras de ultra en Córdoba, Catamarca, Mendoza, es como que todos organizaban carreras en el sur. De Neuquén es Gustavo Reyes (un corredor que seguía en las redes) por eso que las referencias estaban puestas en el sur. Después me entero que estaba El Origen, acá en Córdoba, y allí fue la segunda carrera que vine a correr por estos lados.

    CC: ¿Algún referente que te impulso a la montaña?

    GA:  No, si bien lo seguí a Gustavo Reyes, no soy fanático de nadie. Más que nada lo que me produce a mí, estar corriendo en la montaña, te digo que es terapéutico… más que nada por ese lado. Tiene unos condimentos…  muy importantes, de correr en la montaña, ese contacto que tenes con vos mismo, las distintas etapas que vas pasando. Pero no porque me guste éste o aquello.

    CC:  ¿Cómo te acomodas con la familia para que no afecte la cantidad de horas que demanda entrenar para un ultra?

    GA:  Y es importante que la familia entienda la pasión que uno tiene, como uno puede entender la pasión que la otra persona puede tener, en este caso mi pareja y mi hija. Obviamente esto se maneja por un tema de balanza, vos tenes que darle tiempo a la familia. En un equilibrio. Yo creo que ellos saben que a mí me gusta mucho, me entienden, me acompañan. Para mí es muy importante que estén, también, yo te digo, a cada una de estas carreras las organizo para: voy, corro y después de la carrera me dedico a estar los tres juntos y disfrutar. Por eso me encanta, por que no se trata solo de correr, sino de pasarla bien y disfrutar.

    CC:  Próximos proyectos

    GA:  Bueno. Ahora mi próximo objetivo es “las 100 millas de Patagonia Run”, en abril. Igualmente lo estamos analizando por que es una carrera bastante compleja, difícil, y en este momento no estoy en las condiciones óptimas físicamente y faltan pocos meses. Es el sueño a concretar. Me queda eso como deseo ( y los ojos le brillaban como un niño) ahí en la Patagonia y sobre todo, ya por mi edad, poniendo en la balanza varias cosas, por ejemplo, una es que no es menor para mi quien organiza las carreras. Es muy es importante, donde tiene que estar bien cuidado el corredor, los puntos de asistencia, cada cuanto están… no es lo mismo decir voy a hacer 160 km en un lugar donde tenga que hacer casi supervivencia, a que me voy a hacer 160 k en un lugar que por lo menos estas un poco mas cuidado, que tampoco te garantiza nada que vayas a terminar, pero por lo menos que la pases lo mejor posible. A lo que voy, es en el cuidado de la frustración. Lo lindo de esto es pasarlo bien, más allá del tiempo, volviendo al tema de por qué elijo las carreras del sur, insisto en la importancia de la contención que te da el organizador en los puestos, en la asistencia, donde dejas tu material de recambio, si cambia el clima: que hacemos, como lo hacemos, que no se trate de tirarse a la montaña.

    CC:  Consejo para algún atleta local o los jóvenes montañistas de la zona

    GA:  Principalmente que tengan un entrenador, que empiecen con distancias cortas. Para el Trail de montaña hay que adaptar el cuerpo y hay que adaptar la cabeza, eso es muy importante. Sino capaz que si te largas a una distancia muy larga, la frustración es tan grande que podes decir incluso, por que conocí casos, no corro más. Y no es ese el tema, el tema es que lo disfrutes tranquilo y vayas paso a paso. Distancias cortas, entrenar la alimentación, eso también se entrena en la carreta, correr de día, correr de noche, con frio, calor, probando en distancias cortas. Hacerte una carrera de día, otra de noche.

    CC:  Gastón, muchas gracias por tu tiempo. Personalmente sus un referente por tu filosofía de encarar la montaña,
     el responsable indirecto de prender la chispa de mis proyectos en el ultra.